La manera en que LOS TRATADOS  SOBRE DERECHOS HUMANOS se aplican a usted


ImagenDE TODOS LOS TRATADOS SOBRE DERECHOS HUMANOS, EL MÁS FUNDAMENTAL ES LA DECLARACIÓN UNIVERSAL DE DERECHOS HUMANOS

Dicha declaración universal supuso la primera ocasión en que un colectivo organizado de las Naciones hizo una declaración de los derechos humanos y de libertades fundamentales. Establece por tanto los derechos humanos y libertades a las que todos los hombres y mujeres, de todos los lugares del mundo, tienen derecho.

El Artículo 1 enuncia claramente la filosofía en que se basa la declaración: “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros”.

A diferencia de los convenios sobre derechos humanos derivados de la declaración y a cuyo cumplimiento sólo están obligados aquellos países que los hayan ratificado, la Declaración Universal de Derechos Humanos es de ámbito verdaderamente universal. Conserva su vigencia en todo el mundo y para todos y cada uno de los integrantes de la especie humana, independientemente de que los gobiernos hayan aceptado o no formalmente sus principios. La declaración tiene una poderosa autoridad moral en todo el mundo y una creciente potencia en lo que a política se refiere. Representa la semilla a partir de la cual han fructificado los derechos humanos fundamentales a escala internacional.

La transcendencia de la libertad de religión se pone claramente de manifiesto ya en el preámbulo de la declaración y queda garantizada en el Artículo 18, que establece: “Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religion; este derecho incluye la libertad a cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la practica, el culto y la observancia”.

Las declaraciones de las Naciones Unidas definen la discriminación como: “una ofensa [o afrenta]” a la dignidad humana, y enfatiza que constituye una negación de los principios de la Carta de las Naciones Unidas, una violación de los derechos humanos y de las libertades fundamentales y, en definitiva, una amenaza a la paz y a la seguridad internacionales. Estos principios de igualdad ante la ley y de no discriminación tienen una relevancia tan básica que se consideran fundamentos del derecho consuetudinario internacional, y tienen vigencia en todos los países civilizados.

Según consta en un estudio de las Naciones Unidas:

“El principio regulador importante es que ningún individuo ha de ser puesto en desventaja por el mero hecho de que sea miembro de un grupo étnico, religioso o lingüístico en particular. La estricta aplicación de los principios de igualdad y no discriminación, especialmente en países multi-étnicos, multi-religiosos y multi-lingües, es requisito indispensable para el mantenimiento de la unidad política y espiritual del estado en cuestión, así como para alcanzar la comprensión y las relaciones armoniosas entre los diversos componentes de la sociedad”.


continúa...




| Anterior | Glosario | Índice | Siguiente |
| Encuesta | Sitios Afines | Librería | Página Principal |

Supported Sites
Scientology Groups · Reviews for “The Church of Scientology” · Scientology: The Doctrine of Clarity · Allexperts Scientology Q&A · Religious Tolerance: Scientology · Description of the Scientology Religion · Scientology (CESNUR) · Scientology · Scientology Handbook · Scientology Religion · What is Scientology?

humanrightsofficer@scientology.org

© 1999-2003 Iglesia de Scientology Internacional. Todos los derechos reservados.

Para información sobre marcas registradas